Redactar en Radio

Queridos lectores, hoy os hablaré de una de las últimas sesiones de la asignatura de Técnicas de Redacción en Publicidad y Relaciones Públicas. Ésta, en un principio me pareció sumamente sencilla, pero a la práctica resulto ser bastante compleja. Esta asignatura trataba de la publicidad en el medio radiofónico, más concretamente de redactar una cuña de radio. Creo que éste género publicitario no recibe el protagonismo y la importancia que debería merecerse. Los motivos, entre otros, se basan en la dificultad de elaborar un buen anuncio y el poco reclamo que tiene el medio hoy en día. No hay que olvidar, pero, que es una pieza clave cuando hablamos de campañas 360.

Este género publicitario se caracteriza principalmente por jugar con un único sentido: el oído. Al sólo disponer de un sentido, la cuña que se realice tiene que rozar la perfección para poder conmover de la misma manera que, por ejemplo, la televisión. Cabe destacar frente la televisión, que la radio tiene un público menos concentrado en el propio medio, ya que a veces el consumidor la tiene de fondo.

El proceso de ideación y creación es el mismo que en otros apoyos: hay un concepto (una idea, un guión, una maqueta) y la producción. La diferencia recae en ciertos componentes que se tienen que tener presentes a la hora de elaborar el guión y la maqueta para obtener un buen anuncio de radio. El objetivo principal, como en todos, es impactar al oyente para que recuerde la marca o el producto. Debido a la dificultad sensorial, muchas veces esto no es posible. Es por eso que a continuación enumeraré los ingredientes que, gracias a la clase magistral y práctica, considero básicos para la elaboración de una buena cuña de radio:

–  Guión no muy complejo y compuesto por frases cortas.

–  Realizar efectos sonoros (a veces el silencio es uno de los más efectivos, pues crea una inestabilidad en el oyente que lo hace estar más atento).

–  Redundancia, es decir, repetir las palabras o conceptos más importantes repetidas veces, pues no hay opción de revisar los datos más importantes como puede pasar en prensa. Repetir nombre de la empresa, teléfono, etc. para que el oyente se pueda quedar con los datos relevantes.

–  Utilizar chistes, juegos de palabras y sorpresas para impactar y llamar la atención en el oyente.

–  Utilizar un lenguaje natural, sencillo y claro. A menudo es aconsejable que éste sea cercano al Target.

–  Cuidar mucho la voz del/a locutor/a, pues es la única vía hacia el receptor.

–  Evocar imágenes. Al ser un medio totalmente de oído, hace falta que el guión transporte al oyente al universo simbólico deseado por el anunciante, ya sea con la narración como con los efectos sonoros y/o la música.

Conjugando una buena mezcla de éstos elementos seguramente haréis un buen anuncio. ¡Ánimo! Es importante que no os dejéis llevar por el dogma de la aparente sencillez del medio y, sobretodo, que no lo subestiméis.
Espero que os haya servido de referente y que os sea provechoso. A continuación dejo un link para los más interesados en la materia.

http://www.slideshare.net/Julianalsola/tipos-de-comerciales-de-radio

Xavier Jardí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s